ITE del Edificio

¿Qué es la ITE de un Edificio?

Se trata de la Inspección Técnica de Edificios. Desde Julio de 2012 es obligatorio que todos los inmuebles con una antigüedad mayor a 25 años y que se encuentren en municipios de más de 25.000 habitantes  pasen la ITE. No obstante cada Comunidad Autónoma puede establecer sus propios criterios.

Consejos para pasar con éxito la ITE

  • Contratar a un técnico o empresa competente. Es importante que la Comunidad se asesore bien antes de contratar a un técnico o empresa para que realize la ITE. Será un profesional cualificado y con la experiencia y profesionalidad necesaria para llevar a cabo dicha inspección. Es aconsejable contar con un técnico durante la realización de las obras necesarias para que sea el encargado y responsable de la dirección y ejecución de las mismas. Es decir, por un lado estará el técnico o empresa que realize la ITE y por otro lado el técnico o empresa que realize las obras necesarias para llevar a cabo la ITE, sus intereses no deben ser comunes para no vulnerar la seguridad de actuación de los propietarios.
  • Encargar una pre-ITE. Se solicitará al técnico un avance de los posibles defectos y deficiencias que se incluirá en el acta de inspección y en  caso de ser desfavorable poder valorar y realizar las obras necesarias previas a la emisión del informe. Así se evitará una calificación desfavorable que conlleve la ejecución de obras de mayor entidad.
  • Solicitar ayudas y subvenciones públicas. La Comunidad se deberá informar de las ayudas o subvenciones existentes a nivel local, autonómico o estatal, para poder así beneficarse de las mismas y reducir el coste de la ITE.
  • Introducir medidas de eficiencia energética. Se pueden aprovechar las obras necesarias para introducir medidas de eficiencia energética.
  • No optar por la ITE más barata. Una ITE bien realizada debe incluir: las visitas realizadas al inmueble, la cumplimentación de las actas, la recogida de antecedentes del edificio, el visado del acta de inspección (opcional) y la presentación en el Ayuntamiento correpondiente.
  • Exigir el visado. Se recomienda solicitar el visado colegial del acta de inspección de edificios aunque no sea obligatorio. Con el visado la Comunidad tiene plena confianza en que el técnico autor del acta de la ITE está habilitado para desempeñar con garantía su trabajo y estará cubierto por el seguro de responsabilidad civil.
  • Renovar los elementos de accesibilidad. Se pueden aprovechar las obras para mejorar los elementos de accesibilidad existentes y que no cumplan con la normativa, por ejemplo la colocación de un ascensor.
  • Sostenimiento y conservación del inmueble. Se deben realizar las obras oportunas para la adecuada conservación y mantenimiento del edificio para que cumpla con las condiciones de habitabilidad, seguridad y accesibilidad.
  • Crear una comisión de obras. Es recomendable nombrar en la Junta General de Propietarios una comisión de obras donde se presenten los diferentes presupuestos. Esta comisión representará a los propietarios junto con el técnico durante el período que duren las obras para subsanar los defectos del edificio.

Instalación de ascensor

Instalación de Ascensor en una Comunidad de Vecinos

Requisitos

Según el artículo 17.1 de la Ley de Propiedad Horizontal, para poder instalar un ascensor en una Comunidad de Vecinos se necesita la aprobación de las 3/5 partes del total de los propietarios, y que representen a su vez las 3/5 partes de las cuotas de participación. Se computarán como favorables los votos de los propietarios ausentes. Es obligatoio que las lonjas y los bajos también participen en la votación.

Si en el inmueble existiera una mayoría de personas con movilidad reducida o mayores de 70 años, se puede aprobar la instalación con mayoría simple ya que se hace para suprimir barreras arquitectónicas.

A tener en cuenta

La Comunidad de Vecinos deberá de plantearse, atendiendo a las características del inmueble, la ubicación del ascensor (interior o exterior), teniendo en cuenta que no puede afectar a los elementos privativos.

Es aconsejable pedir más de un presupuesto a empresas distintas para poder decidirse por el más conveniente y el que menos afecte a los vecinos perjudicados. Si algún vecino se viera perjudicado, la comunidad deberá indemnizarle por los daños causados.

Es obligatorio solicitar licencia de obras al Ayuntamiento para poder realizar las obras necesarias.

La Comunidad de Propietarios deberá informarse en los Organismos competentes si puede acogerse a alguna ayuda o subvención oficial.

Pago

Una vez aprobada la instalación del ascensor, todos los propietarios sin excepción están obligados a participar en el gasto que la instalación suponga, incluyendo los propietarios que no vayan a hacer uso del ascensor (ejemplo: bajos y locales).

Suele ocurrir que los bajos y locales al tener un porcentaje de participación muy elevado (necesario para la aprobación), como no van a hacer uso del ascensor, se nieguen a participar en el gasto por no obtener ningún beneficio del mismo. Si esto ocurriera, se decidirá en una Junta si se exonera del pago a los propietarios que no vayan a hacer uso del ascensor, aunque el voto de éstos sea a favor de la instalación.

 

 

Presupuestos de una Comunidad de Propietarios

¿Para qué sirven los Presupuestos de una Comunidad de Propietarios?

Sirven para reflejar los gastos previstos, tanto de carácter ordinario como Extraordinario.

Gastos de carácter ordinario: Son los que se derivan del mantenimiento, conservación, y reparación de elementos y servicios comunes del edificio. Por ejemplo: personal contratado, servicio de limpieza, mantenimiento de ascensor, consumo de luz, pago al administrador de fincas…

Estos gastos se suelen cubrir con la cuota mensual de los propietarios.

 – Gastos de carácter extraordinario: Son los motivados por reparaciones, desgaste y envejecimiento de un servicio comunitario, contratación de nuevos servicios… Por ejemplo: arreglo de fachada, pintura de escaleras y portal…

Estos gastos se suelen cubrir por medio de una derrama extraordinaria.

Tipos de Presupuestos

– Presupuesto anual ordinario (gastos anuales). Se prepara el presupuesto para el ejercicio siguiente teniendo en cuenta los gastos comunes o de carácter ordinario de la comunidad, basándose en los gastos del ejercicio actual. Del presupuesto se obtendrá la cuota o importe que debe abonar cada propietario mensualmente, y dicha cuota deberá aparecer en el presupuesto.

Se puede establecer un fondo de reserva para atender imprevistos (reparaciones, cubrir impagados…), que por Ley no puede ser inferior al 5% del último presupuesto ordinario.

– Presupuestos Extraordinarios. Se utilizan para recoger los gastos no reflejados en el presupuesto anual ordinario.

¿Quién prepara los Presupuestos?

El Administrador o Presidente de la Comunidad será el que prepare los Presupuestos.

Una vez elaborado el Presupuesto deberá presentarlo en la Junta de Propietarios para su debate y aprobación.

La convocatoria de la Junta de Propietarios la realizará el Administrador o Presidente y deberá comunicarla a los Propietarios con al menos días de antelación. En la convocatoria se deberá indicar los asuntos a tratar en la Junta, el lugar, día y hora en que celebrará en primera y segunda convocatoria. Es conveniente acompañar a la convocatoria una copia del Presupuesto a tratar.

Será la Junta de Propietarios la que debata, modifique y apruebe el Presupuesto.